viernes, 29 de junio de 2007

Logrando objetivos

Una vida sin objetivos es una vida vacía. Sin sentido.
Es como vivir con el piloto automático.

Los objetivos pueden ser sentimentales, económicos, intelectuales, espirituales... pero hay que tener objetivos.

Sin embargo, muchas veces, o quizás pocas, lograr estos objetivos no es una tarea fácil. Quizá existan casos en los que hay que dejar atrás muchas cosas lindas y queridas, pero si el objetivo está concebido con una visión de futuro y es para bien, hay que alcanzarlo aunque haya mar de por medio.

No hay comentarios.: